Haz que tu vida sea especial

image

 

 

 

 

Haz que tu vida sea especial. ¿Te han dicho alguna vez algo parecido?

Disfruta cada momento como si fuera el último. No dejes que pase un día sin decirle a la gente a la que amas lo mucho que te importa. Convierte tu mundo en algo mágico y bonito.
Haz que tu vida sea especial. Puede parecer una frase repetida para muchas personas, pero no lo es. Y no es así porque quien piensa que su vida puede ser especial, lo hará. El mundo necesita de personas que crean en la mágia y en luchar por que sus sueños se cumplan. El mundo necesita soñadores y el mundo necesita hacedores. Pero sobre todo, el mundo necesita soñadores que hacen.

Cumple tus sueños y haz que tu vida sea especial

Cada persona que vive en este planeta tiene una luz interior que lucha por querer salir. Los sueños y anhelos de cada ser humano que habitan por la Tierra y que desean hacerse realidad siempre estarán junto a nosotros.

“Todo gran sueño comienza con un gran soñador. Recuerda siempre: tienes en tu interior la fuerza, la paciencia y la pasión para alcanzar las estrellas y cambiar el mundo”
Harriet Tubman.

 

Es hora de ingresar a otro nivel de conciencia

image

“Cuanto tenga ……… voy a ser feliz”
“Cuanto logre ……….. (llena la línea blanca)— me sentiré bien conmigo mismo”

¿Lo has pronunciado alguna vez?
El 99% de personas busca la felicidad de esa forma…

Lo que la mayoría no sabe es que nos enseñaron a buscarla al revés

Los logros, triunfos y metas… que pensamos que nos acercarán a la felicidad NUNCA nos llevarán a ella… porque ellos son el RESULTADO de la felicidad… no SU causa.

El camino está en la dirección opuesta.

Si invertiríamos un tiempo en autoconocimiento, aprendizaje y profundización interior para gestar la felicidad en nuestro interior… TODO, absolutamente TODO lo demás vendría solo…

La abundancia, las relaciones armónicas, la libertad, la paz interior, buenas noticias, planes cumplidos de manera más fluida y sencilla… ¿Por qué?

¡Porque eres feliz! Has regresado a tu estado natural del ser, donde te conectas con tu poder, con tu fuente, te vuelves más poderoso, por lo tanto vives tu vida desde una nueva dimensión, una más elevada y entonces las mejores vibraciones, las mejores relaciones, las mejor noticias comienzan a acercarse a ti (Y aunque se acerquen malas, tu vibración mantiene arriba, donde ninguna energía y emoción baja alcanza)

La felicidad, actualmente, es un arte que hay que aprender, o más bien dicho, una habilidad que hay que recordar, que yace en ti como poder interior organizador de una vida armónica, libre y próspera. Sólo piendsa todos los días en que cosas tienes por agradecer cada noche y verás que te sorprenderás de las miles bendiciones que tienes cada día y a veces sólo damos por hecho y no las notamos, pero si aprendemos a estar conscientes de ellas notarás que son muchas.
“La felicidad no es un sentimiento, es una desición”.
“Cuanto tenga ……… voy a ser feliz”
“Cuanto logre ……….. (llena la línea blanca)— me sentiré bien conmigo mismo”

¿Lo has pronunciado alguna vez?
El 99% de personas busca la felicidad de esa forma…

Lo que la mayoría no sabe es que nos enseñaron a buscarla al revés

Los logros, triunfos y metas que pensamos que nos acercarán a la felicidad NUNCA nos llevarán a ella… porque ellos son el RESULTADO de la felicidad, no SU causa.

El camino está en la dirección opuesta.

Si invertiríamos un tiempo en autoconocimiento, aprendizaje y profundización interior para gestar la felicidad en nuestro interior… TODO, absolutamente TODO lo demás vendría solo.

La abundancia, las relaciones armónicas, la libertad, la paz interior, buenas noticias, planes cumplidos de manera más fluida y sencilla… ¿Por qué?

¡Porque eres feliz! Has regresado a tu estado natural del ser, donde te conectas con tu poder, con tu fuente, te vuelves más poderoso, por lo tanto vives tu vida desde una nueva dimensión, una más elevada y entonces las mejores vibraciones, las mejores relaciones, las mejor noticias comienzan a acercarse a ti (Y aunque se acerquen malas, tu vibración mantiene arriba, donde ninguna energía y emoción baja alcanza)

La felicidad, actualmente, es un arte que hay que aprender, o más bien dicho, una habilidad que hay que recordar, que yace en ti como poder interior organizador de una vida armónica, libre y próspera. Sólo piensa todos los días en que cosas tienes por agradecer cada noche y verás que te sorprenderás de las miles bendiciones que tienes cada día y a veces sólo damos por hecho y no las notamos, pero si aprendemos a estar conscientes de ellas notarás que son muchas.
“La felicidad no es un sentimiento, es una desición”.

Psiconeuroinmunología

Psiconeuroinmunologia

 

 

Hasta ahora lo decían los iluminados, los meditadores y los sabios; ahora también lo dice la ciencia: son nuestros pensamientos los que en gran medida han creado y crean continuamente nuestro mundo. Hoy sabemos que la confianza en uno mismo, el entusiasmo y la ilusión tienen la capacidad de favorecer las funciones superiores del cerebro. La zona prefrontal del cerebro, el lugar donde tiene lugar el pensamiento más avanzado, donde se inventa nuestro futuro, donde valoramos alternativas y estrategias para solucionar los problemas y tomar decisiones, está tremendamente influida por el sistema límbico, que es nuestro cerebro emocional.

Psiconeuroinmunología
Sí, es la ciencia que estudia la conexión que existe entre el pensamiento, la palabra, la mente y la fisiología del ser humano. Una conexión que desafía el paradigma tradicional. El pensamiento y la palabra son una forma de energía vital que tiene la capacidad (y ha sido demostrado de forma sostenible) de interactuar con el organismo y producir cambios físicos muy profundos.
Se ha demostrado en diversos estudios que un minuto “entreteniendo” un pensamiento negativo deja el sistema inmunitario en una situación delicada durante seis horas. El distrés, esa sensación de agobio permanente, produce cambios muy sorprendentes en el funcionamiento del cerebro y en la constelación hormonal. Tiene la capacidad de lesionar neuronas de la memoria y del aprendizaje localizadas en el hipocampo. Y afecta a nuestra capacidad intelectual porque deja sin riego sanguíneo aquellas zonas del cerebro más necesarias para tomar decisiones adecuadas.

Tenemos recursos para combatir al enemigo interior
Un valioso recurso contra la preocupación es llevar la atención a la respiración abdominal, que tiene por sí sola la capacidad de producir cambios en el cerebro. Favorece la secreción de hormonas como la serotonina y la endorfina y mejora la sintonía de ritmos cerebrales entre los dos hemisferios cerebrales.

1280x720-eOM

 

 

 

 

¿Cambiar la mente a través del cuerpo o el cuerpo a través de la mente?
Sí. Hay que sacar el foco de atención de esos pensamientos que nos están alterando, provocando desánimo, ira o preocupación, y que hacen que nuestras decisiones partan desde un punto de vista inadecuado. Es más inteligente, no más razonable, llevar el foco de atención a la respiración, que tiene la capacidad de serenar nuestro estado mental, haciendo respiraciones o ejercicios de yoga puedes enfocar tu pensamiento y dejar de lado los pensamientos que te estan destruyendo.

Encontrar razones para mejorar nuestros pensamientos
Siempre encontraremos razones para justificar nuestro mal humor, estrés o tristeza, y esa es una línea determinada de pensamiento. Pero cuando nos basamos en cómo queremos vivir, por ejemplo sin tristeza, aparece otra línea. Son más importantes el qué y el porqué que el cómo. Lo que el corazón quiere sentir, la mente se lo acaba mostrando. Cuando nuestro cerebro da un significado a algo, nosotros lo vivimos como la absoluta realidad, sin ser conscientes de que sólo es una interpretación, no la realidad.

Nuestra palabra
La palabra es una forma de energía vital. Se ha podido fotografiar con tomografía de emisión de positrones cómo las personas que decidieron hablarse a sí mismas de una manera más positiva, específicamente personas con trastornos psiquiátricos, consiguieron remodelar físicamente su estructura cerebral, precisamente los circuitos que les generaban estas enfermedades. Al igual que lo demuestra Mazaru Emoto en su libro los mensajes del agua, afirma de que las palabras, pensamientos, música, escritos y dibujos dirigidos hacia un volumen de agua a punto de congelar, influirían sobre la estructura de los cristales de hielo resultantes. Según Emoto, la apariencia estética de los cristales dependería de si las palabras o pensamientos sean positivos o negativos. Y pensando que nuestro cuerpo está compuesto por 80% de agua, es muy importante lo que nos digamos y más importante lo que pensemos.

Podemos cambiar nuestro cerebro con buenas palabras
Santiago Ramón y Cajal, premio Nobel de Medicina en 1906, dijo una frase tremendamente potente. Ahora sabemos que literal:

Todo ser humano, si se lo propone, puede ser escultor de su propio cerebro.

Según cómo nos hablamos a nosotros mismos moldeamos nuestras emociones, que cambian nuestras percepciones. La transformación del observador (nosotros) altera el proceso observado. No vemos el mundo que es, vemos el mundo que somos.

¿Hablamos de filosofía o de ciencia?
Las palabras por sí solas activan los núcleos amigdalinos. Pueden activar, por ejemplo, los núcleos del miedo que transforman las hormonas y los procesos mentales. Científicos de Harvard han demostrado que cuando la persona consigue reducir esa cacofonía interior y entrar en el silencio, las migrañas y el dolor coronario pueden reducirse un 80%.

El efecto de las palabras no dichas
Solemos confundir nuestros puntos de vista con la verdad, y eso se transmite: la percepción va más allá de la razón. Según estudios de Albert Merhabian, de la Universidad de California (UCLA), el 93% del impacto de una comunicación va por debajo de la conciencia.

Muchas veces el miedo nos impide salir de la zona de confort, tendemos a la seguridad de lo conocido, y esa actitud nos impide realizarnos. Para crecer hay que salir de esa zona y ver que no es dificil, al contrario, es vivir en plenitud y salud mental que nos llevará a la salud física.

La mayor parte de los actos de nuestra vida se rigen por el inconsciente.
Reaccionamos según unos automatismos que hemos ido incorporando. Pensamos que la espontaneidad es un valor; pero para que haya espontaneidad primero ha de haber preparación, sino sólo hay automatismos y arrevatos. Cada vez estamos mas convencidos del poder que tiene el entrenamiento y control de la mente.

Cambia hábitos de pensamiento y entrena tu integridad honrando tu palabra. Cuando decimos “voy a hacer esto” y no lo hacemos alteramos físicamente nuestro cerebro. El mayor potencial es la conciencia y nos fallamos a nosotros mismos.
Si nos aceptamos por lo que somos y por lo que no somos, podemos cambiar. Lo que se resiste persiste. La aceptación es el núcleo de la transformación.

No vemos el mundo que es, vemos el mundo que somos.

cerebro1

10 pasos para eliminar la basura emocional

11887961_819321164856091_7157658070291137375_n

 

 

 

 

 

 

 

 

A lo largo de la vida vamos acumulando sentimientos negativos referente a acontecimientos pasados. Debido a esto, quedan resentimientos, tristezas, miedos y enojos, producto de experiencias desagradables. Pero ¿Qué se puede hacer para eliminar toda esa basura emocional? A continuación te dejamos 10 pasos para eliminar la basura emocional.
1. Pensamientos positivos o negativos, tú eliges.
Los pensamientos negativos generan una enorme cantidad de malestar, y su manifestación común es la ansiedad. Los pensamientos positivos, en cambio, provocan todo lo contrario a nivel emocional. Así, con afirmaciones positivas, lograremos modificar el pensamiento a través del uso del lenguaje. Se trata de que te creas lo que te dices, no solo que te quedes con las palabras: “me quiero”, “me valoro”, “soy capaz”… Hay que animarse a potenciar aquello que quieres atraer y tu pensamiento abrirá el camino emocional que te ayudará a alcanzarlo.
2. Creando expectativas, acumulando frustraciones.
Tendemos a fijarnos demasiado en lo que consideramos que nos hace falta, y esto nos dificulta poner atención en lo que somos, sentimos y pensamos en nuestro día a día. No podemos saber lo que va pasar de aquí a cinco años, pero sí podemos gestionar adónde queremos llegar dando pequeños pasos desde el hoy. La mejor manera de no excedernos en nuestras expectativas será establecer pocas y a corto plazo, al hacerlas alcanzables ganaremos confianza y nos vamos preparando para alcanzar unas metas más grandes.
3. La actitud determina el estado de ánimo.
¿Alguna vez has tenido la sensación de vivir un día pésimo desde que te levantas hasta que te acuestas? o, por el contrario, ¿no te ha pasado que de repente sientes que te comes el mundo y que todo lo que acontece a tu alrededor parece estar en sincronía contigo?. Lo que determina uno u otro es la actitud con la que nos enfrentamos a él. Cuanto más optimistas seamos a la hora de interpretar lo que nos pasa, mejor valoración haremos de nosotros mismos (autoestima) y mejor adaptación al medio tendremos. Por tanto, toda actitud positiva comienza por tener una autoestima saludable.
4. Voluntad sin acción es papel mojado.
Cuando nos sentimos decaídos, lo primero que perdemos es la voluntad. “Sabiendo que la voluntad es nuestra capacidad para decidir si realizar un determinado acto o no, ¿por qué escoger quedarse en la oscuridad pudiendo ver la luz?. Para tener una buena predisposición a la acción voluntaria la experta aconseja ser receptivo, priorizar los pasos, visualizar positivamente aquello que queremos que suceda.
5. Salir de la zona de confort
Definiendo zona de confort como todo aquello que nos rodea y con lo que nos sentimos cómodos. ¿Cómo salir de la zona de confort? Molina aconseja al respecto explorar nuevos horizontes y dejar que la vida nos sorprenda. Perder el miedo a avanzar, a descubrir nuevos mundos y buscar oportunidades que nos aporten nueva sabiduría. Cuando decidimos explorar más allá de los límites que nos autoimpusimos empezamos a entrar en lo que se conoce como la “zona de aprendizaje”.
6. Quiero, puedo, me lo merezco.
Tenemos que tener claro que lo que nos define no son las opiniones positivas que los demás puedan tener o las críticas a las que nos veamos expuestos, sino la valoración que hacemos de nosotros mismos. Es decir, de la autoestima. Mientras va pasando tu día se consciente de todas las cosas buenas que estas haciendo durante el día y date crédito por eso, por que has tenido avances durante el dia y son pequeños grandes pasos que van mejorando tu vida.
7. Autoestima: camino al bienestar.
Para hacer que mejore, la psicóloga recomienda que “nos aceptemos, tengamos confianza plena en lo que hacemos, nos cuidemos a nosotros mismos, seamos autosuficientes emocionales, aprendamos a poner límites, realicemos autocrítica constructiva, sepamos que somos los únicos responsables de lo que nos pasa, nos dediquemos un momento al día solo para nosotros, y apostemos por el sentido del humor, entre otras muchas cosas que podemos hacer”. Hazlo conciente de que estas teniendo cambios positivos y aplaudete, nadie mejor que tu para reconocer tus logros y agradecertelos.
8. Aceptación, pero no olvido.
No se olvida, se supera. Trabajamos en superar relaciones, miedos, malestares, frustaciones, pérdidas y heridas emocionales. Eso sí, el dolor es inevitable, pero el sufrimiento es opcional y pensar constantemente en borrar nuestros recuerdos negativos no hará más que hacerlos más conscientes. Por eso para que un malestar se supere no podemos negar que exista, necesitamos admitirlo para cambiarlo, ser conscientes de que existe, pero no detenerlo con nosotros.
9. Críticas, ¿constructivas o destructivas?
Lo que diferenciará que una crítica sea catalogada de constructiva o destructiva será la intención con la que se dice, las palabras que se escogen y la manera de decirla. Pero por muy destructiva que sea la crítica, si no se le da importancia, no se vivirá como una ofensa. Asimismo, cuando seamos nosotros los que formulemos la crítica, no debemos ser apresurados a la hora de opinar, debemos dejar claro el aprecio, basarla en el respeto, y expresarla en el momento adecuado, además de ser conscientes de que el otro tiene derecho a réplica.
10. La comunicación, como base del equilibrio emocional.
Resulta imprescindible saber comunicarnos, entendernos y comprendernos los unos a los otros. Una buena o mala comunicación puede marcar la diferencia entre tener una vida feliz o tenerla llena de problemas. Para que la comunicación sea efectiva y emocionalmente sana partiremos de las siguientes premisas:

+Tendremos la actitud adecuada
+Nos centraremos en un tema en concreto
+Escucharemos con atención
+Nos expresaremos de forma clara y directa
+Diremos lo que pensamos y sentimos, aceptando la opinión del otro
+No daremos nada por supuesto
+Preguntaremos, y seremos coherentes con lo que decimos y lo que expresamos de una manera no verbal.

La bendición de tener un abuelo

image

 

Los abuelos son esas personas que nos tocan el corazón con un abrazo o una sonrisa, nos aman desde antes de nacer incluso hasta más que los padres, pues tienen a favor los años y la experiencia que hacen madurar e identificar lo realmente importante de la vida.

Tener abuelos es una gran bendición, quien haya tenido esta bendición de convivir con unos abuelos cálidos y cercanos sabe la importancia que tienen en la vida

Un abuelo fomenta el sentido de identidad que todos necesitamos de pequeños para desarrollarnos. Este sentido se refiere a saber quienes somos, de dónde venimos, a quien nos parecemos, que lugar ocupamos en nuestras familia y finalmente saber qué tan importante somos para los demás.

La relación con sus abuelos puede ser un bálsamo para los nietos pero también para los propios abuelos, pues es amor puro, del corazón que llevamos en la sangre.

¿Te has puesto a pensar todos los papeles que desempeñan los abuelos?

Los abuelos son los mejores maestros de historia. Sobretodo de la historia más cercana a nuestras vidas. Ellos pueden contarte la historia de muchas vidas de tu familia, comenzando con la de ellos, pues nos remiten a nuestros origenes más remotos, nos cuentan de los bisabuelos, de los tíos y nos enseñan a conocer cómo fue la infancia de nuestros padres.

Los relatos de los abuelos son mágicos, cálidos, apasionantes y sobretodo llenos de vida. Es como poder hacerle preguntas a un libro con alma y que éste te responda con emoción, con el juicio que da la experiencia con amor.

Los abuelos son amor con mucha experiencia.

No existe algún sustituto de los padres; pero en definitiva los que mas se acercan son los abuelos. Ellos ya han sido padres, tienen por añadidura la experiencia que les dio la vida.

Los abuelos son los mejores compañeros de juegos, pues saben juegos muy originales y muchas veces te van a dejar ganar para que pruebes el sabor del éxito y otras veces van a luchar por el primer lugar como un niño más.

Ellos siempre van a ser tus mayores admiradores de cualquier actividad que hagas, pues es un amor incondicional el que un abuelo da.

En definitiva el mundo necesita de los abuelos, pues son ellos los pilares de una familia y de una sociedad que muchas veces requiere ser sostenida con fuerza y los valores y las tradiciones son el pegamento de las culturas y las generaciones.

Si tienes la dicha de tener abuelos, tienes una gran bendición en esta vida.

 

 

salud mental

Todos deseamos tener salud. No sólo a nivel físico, sino también deseamos manifestar salud emocional, mental y energética, ¿cierto?
De la misma manera que los aparatos eléctricos, las plantas y los autos, nuestro cuerpo físico requiere que le demos mantenimiento. Ejercicio, alimento y descanso son las bases para que manifestemos salud física. Así mismo, fluir con lo que es y permanecer en el aquí y el ahora colaboran con nuestra salud mental y permitirnos sentir y combustionar nuestras emociones de una manera segura para nosotros y para los demás alienta una salud emocional. Hacer prácticas meditativas, detox energéticos y balanceo de chakras, asegura que nuestra energía esté en equilibrio.
Requiere trabajar duro y accionarnos en participar activamente en nuestra salud. ¿Cómo podríamos tener salud física si todos los días comes en restaurantes de comida rápida o con alimentos enlatados y congelados? ¿Cómo podrías tener paz interior si todo el tiempo te encuentras haciéndole caso al ego torturador a través de pensamientos atemorizantes?
¿Te hace sentido? Tú tienes el poder.
Así que este fin de semana enfócate en tu salud física, por lo que es bueno que hagas una meditación o alguna actividad que te ayude a conectar a tu cuerpo físico a la sintonía de salud ilimitada y Fuente de Amor y Creación.

7 Rasgos que Destacan a las Personas que trabajan en superar sus miedos

12010744_833681786753362_3855631406789077635_oTodo aquello que deseamos está en otra parte, más allá del miedo. Los grandes logros siempre exigen un gran esfuerzo, empezando por superar el miedo.

Aunque el miedo pueda parecer una fuerza devastadora y poderosa, nunca es más fuerte que la valentía y el deseo de vencer, en serio, no es tan poderoso como parece. El miedo siempre será poderoso en la medida que nuestra mente lo permita. La clave es reconocer el miedo y hacerle frente, darle la cara. Hay muchas personas que aprendieron a lidiar con sus miedos, trabajando en ellos día a día.

Estos son los 7 rasgos cruciales a considerar para trabajar los miedos y que formen parte del pasado:

1. El respeto propio
Las personas que trabajan en superar sus miedos, no son tan duras consigo mismas. Se aman y se sienten orgullosos de todo lo que hacen, incluso de sus errores, pues esos errores significan que están intentando y viviendo, sin duda, es el primer y único paso hacia el éxito. Solo cada uno de nosotros determina y proyecta el propio valor, los otros no son más que receptores de lo que transmitimos.

Dá lo mejor de tí y espera los resultados.

2. El camino y propósito verdadero

Las personas que trabajan en superar sus miedos no se dejan engañar por lo que otros dicen, especialmente cuando intentan convencerlos de lo que es mejor o correcto para ellos. Escuchan y sacan sus propias conclusiones. No hay un camino definido por el que todos debamos andar. Desafiémonos  a cada paso, y en cada punto del transcurso volvamos la atención sobre nosotros mismos y preguntémonos: “¿Lo que hago ahora verdaderamente me será de provecho?”

Lo que sea que decidamos, asegurémonos de no perdernos por el miedo a ser diferentes.

“Conviértete en quien eres” – Nietzsche.

3. La capacidad de tomar decisiones

Las personas que trabajan en superar sus miedos no viven su vida a merced del azar. No se puede andar envuelto por el miedo y evitando los puntos incómodos de la vida. No es la idea el quedarnos aislados, sin un fin, en un estado donde seamos incapaces de seguir. Tenemos que comprometernos con nosotros mismos y tomar decisiones, independientemente del miedo. Lo más importante es decidir lo que queremos en la vida y decretarlo.

4. Felicidad y paz
Las personas que trabajan en superar sus miedos buscan la felicidad dentro de sí mismos.  Lo que están buscando no está en otro lugar ni en otro momento, lo que buscan está en su aquí y en su ahora. Somos los encargados de nuestra felicidad, esta dependerá de nuestra elección, y no de las circunstancias externas.

5. La compañía
Las personas que trabajan en superar sus miedos saben acercarse y distanciarse de los demás cuando corresponde. Podemos dar lo mejor de nosotros mismos, podemos hacer y decir todo, pero a veces hay relaciones que simplemente no tienen sentido, no son merecedoras de la inversión emocional que se hace, por que a veces llega hasta el desgaste físico. Es importante saber cuándo es la hora de distanciarse de una relación que nos daña o perjudica, o cuando acercarnos a alguien que será un apote en nuestra vida, a alguien que nos aparte mucha felicidad o trabquilidad, personas que nos hagan querer ser mejores personas, ahí debemos insistir y persistir hasta el final.

6. Oportunidades y experiencias de vida
Las personas que trabajan en superar sus miedos se atreven a lo desconocido. Saben que no es bueno mantenerse siempre en las viejas rutinas, solo por el hecho de estar acostumbradas, pues esto solo las mantiene con el miedo al cambio y a lo desconocido. Por el contrario, ponen sus metas y sueños en primer lugar, no dejándolos para un futuro incierto. Las grandes oportunidades no hay que dejarlas pasar, salgamos de la zona de comodidad y vivamos las nuevas experiencias.

7. La verdadera voluntad de amar
Las personas que trabajan en superar sus miedos viven el amor como un acto de entrega. Como una condición de dar sin esperar nada a cambio. Observemos que cuando permitimos que el amor fluya, pasamos a un estado de tranquilidad, de fortaleza y se vuelve espontáneo. Y solo cuando surge el pensamiento: “¿Qué merezco a cambio?” es cuando pasa a existir una confusión y nace el miedo y el enojo.  Dejemos el ego, pues si bien este mueve, el amor es superior, transforma.

 

El intercambio inconsciente de energía

11960265_821702931284581_5005859230995383338_n

 

 

 

 

 

¿Qué pasa cuando conocemos a una persona?

Nuestra relación con el mundo se produce mediante el intercambio de energía, a través de nuestros chakras; y es posible tener conciencia de ello si prestamos atención a lo que ocurre cuando interactuamos con otras personas.

Las interacciones a nivel energético cuando dos personas se conocen podrían asimilarse a una función de escáner completo, en el que evaluamos su nivel vibracional, la apertura o cierre de sus chakras, sus patrones energéticos a nivel de personalidad, sus bloqueos, su forma de relacionarse con los demás. Esta evaluación se realiza a nivel subconsciente y a nosotros nos queda la sensación de si esa persona nos cae bien o mal, y en el mejor de los casos se produce una sensación de conexión, cuando la compatibilidad es elevada.

Si coincidimos en personalidad con la otra persona puede que se formen lazos afectivos de amistad, o de aprecio, que surgen del segundo chakra. Si además esas personas tienen formas de pensar parecidas y comparten a nivel intelectual gustos e intereses, se produce una conexión desde el tercer chakra, dando lugar a esas interminables conversaciones en las que saltamos de un tema a otro, a cual más fascinante, y que parece que el estar con esa persona nos inspira.

Si nuestro nivel afectivo está en un momento similar y si aquella persona conecta con nosotros a nivel del corazón, nuestros cuartos chakras brillan y vibran al unísono, produciéndose la sensación de “enamoramiento”, en la que el Amor por la otra persona nos vuelve abiertos, generosos y entregados.

 

En general las relaciones funcionan a estos cuatro niveles, pudiéndose producir conexiones también a nivel espiritual.

 

Cuando me ame de verdad

12002254_829828177138723_4062280956934567505_n

Cuando me amé de verdad, comprendí que en cualquier circunstancia, yo estaba en el lugar correcto y en el momento preciso. Y, entonces, pude relajarme. Hoy sé que eso tiene nombre… autoestima.

Cuando me amé de verdad, pude percibir que mi angustia y mi sufrimiento emocional, no son sino señales de que voy contra mis propias verdades. Hoy sé que eso es… autenticidad.

Cuando me amé de verdad, dejé de desear que mi vida fuera diferente, y comencé a ver que todo lo que acontece contribuye a mi crecimiento. Hoy sé que eso se llama… madurez.

Cuando me amé de verdad, comencé a comprender por qué es ofensivo tratar de forzar una situación o a una persona, solo para alcanzar aquello que deseo, aún sabiendo que no es el momento o que la persona (tal vez yo mismo) no está preparada. Hoy sé que el nombre de eso es… respeto.

Cuando me amé de verdad, comencé a librarme de todo lo que no fuese saludable: personas y situaciones, todo y cualquier cosa que me empujara hacia abajo. Al principio, mi razón llamó egoísmo a esa actitud. Hoy sé que se llama… amor hacia uno mismo.

Cuando me amé de verdad, dejé de preocuparme por no tener tiempo libre y desistí de hacer grandes planes, abandoné los mega-proyectos de futuro. Hoy hago lo que encuentro correcto, lo que me gusta, cuando quiero y a mi propio ritmo. Hoy sé, que eso es… simplicidad.

Cuando me amé de verdad, desistí de querer tener siempre la razón y, con eso, erré menos veces. Así descubrí la… humildad.

Cuando me amé de verdad, desistí de quedar reviviendo el pasado y de preocuparme por el futuro. Ahora, me mantengo en el presente, que es donde la vida acontece. Hoy vivo un día a la vez. Y eso se llama… plenitud.

Cuando me amé de verdad, comprendí que mi mente puede atormentarme y decepcionarme. Pero cuando yo la coloco al servicio de mi corazón, es una valiosa aliada. Y esto es… saber vivir!

No debemos tener miedo de cuestionarnos… Hasta los planetas chocan y del caos nacen las estrellas.

Perder para ganar

images

 

Suena fácil, incluso sencillo, pero no lo es. Hay que estar dispuestos a perder algo para ganar algo mejor. Dispuestos a perder aquello por lo que trabajamos durante mucho tiempo, para ganar algo nuevo, diferente y mejor.

Muchas veces es necesario perder para ganar… cuando estamos en una relación de pareja que se ha vuelto tormentosa, cuando esos mismos sueños que un día alimentaron nuestras vidas ya no están, cuando esa persona que era tu vida se fue… o cuando tus amigos con los que compartías tus alegrías y penas ya no están ahí para ti.

Hay que perder para ganar.

Hay que soltar aquello que no nos hace bien, aunque sea algo por lo que luchamos y creímos tiempo atrás. No se puede estar todo el tiempo hablando de los sufrimientos e injusticias que vivimos, tenemos que estar dispuestos a soltar, dejar atrás… perder para ganar.

Supondrá un tiempo en silencio, haciendo una limpieza interior para poder salir a la luz, para poder darle a la vida otra oportunidad y tratar de vivir en forma tranquila.

Por miedo a la soledad acabamos aferrándonos a los recuerdos, a lo que hemos ganado y a lo que llevamos tiempo guardando. Todo en la vida cuesta esfuerzo, por eso cuesta soltar y perder. Pero nada en esta vida nos pertenece, ni siquiera nuestra propia vida, todo es prestado, nada es eterno… por eso te invito a hacer esta reflexión: muchas veces debemos perder para levantarnos y ganar de nuevo.

¿Dónde quedó esa persona que eras antes, con sueños de éxito y proyectos realizados? ¿Dónde está esa persona luchadora que más de alguna vez fue modelo a seguir para otras personas? ¿Qué fue de aquella persona con propósito y visión que una vez fuiste?

Intenta buscar dentro de tu ser qué pasó con aquella persona que una vez fuiste y recuérda que aún eres muy especial.
Vuelve a creer en ti, en tu capacidad de amar y progresar en lo que te propongas.
Vuelve a pensar que si quieres trabajar en algo, podrás hacerlo.
Vuelve a ser una persona segura de sí misma, como lo has sido en el pasado, más que ahora…

Vas a volver a reír sin parar, volver a ser tu, toma un tiempo, pero ese tiempo vale la pena por que vas a reconstruirte, vas a ser tu nuevamente. No es fácil volver a entregar el corazón cuando te lo han roto varias veces, pero se puede, si pones de tu parte podrás. Sólo necesitas ser consciente que a veces hay que saber soltar, dejar ir lo que te rodea (sea material o sentimental) y dejar marchar aquellas cosas que no te hacen feliz.

Perder para ganar

Hay que perder para ganar, porque dentro de esa “pérdida” volverás a renacer, a vivir la vida felizmente… Hay vida para ti, hay muchas cosas que aun te faltan por vivir y serán maravillosas, confía en que así será.

Suelta, respira… y ¡vuelve a vivir!